Artículos

Plutón en Capricornio: Morir, para ser por siempre joven...

Autor:

Hoy en San Carlos de Bariloche, mientras escribo ésto, una ceniza impalpable cae suave e incesante sobre nuestros techos. Hay una niebla gris, una lluvia seca y abrasiva que te impide ver y respirar si estás ahí fuera. El paisaje paradisíaco que describía hace poco más de un mes como ocultando un infierno psíquico, se ha trastornado por completo. Hoy es el paisaje lo que es infernal, casi extraño y cuasi extraterrestre; y para muchos, que se niegan a ver lo evidente, es un algo totalmente imprevisto pese a que ha sucedido esto mismo incontables veces a lo largo de las eras. Sin la existencia previa de un infierno tampoco habría jamás un paraíso. El cordón orográfico Caulle-Puyehue en los andes patagónicos chilenos nos trae el recuerdo de una natural y astrológica obviedad: Un volcán es transformación, es muerte y renacimiento. Un símbolo de Plutón. Una energía que lo renueva todo y no solo a la naturaleza salvaje, sino también a las humanas sociedades.
Alejandro Fau | Plutón en Capricornio: Morir, para ser por siempre joven...

Hace un año aquí, en esta misma ciudad tan alejada del mundanal ruido, dos jóvenes de 16 y 29 años cayeron abatidos por las balas policiales. No estaban cometiendo ningún ilícito, no eran en modo alguno criminales, eran seres inocentes cuyo único delito fue el de reclamar junto con otros muchos por verdad y justicia. En la madrugada de ese triste 17 de Junio, un agente policial había fusilado por la espalda disparando a la cabeza del niño Diego Bonefoi, que tenía tan solo 15 años, en uno más de los innumerables y confusos episodios que acaban con la vida de los jóvenes de origen humilde en la región metódicamente y desde hace ya mucho tiempo. Estos innúmeros hechos jamás fueron esclarecidos y la muerte de Diego fue la gota que aquí derramó el vaso haciendo que la gente, el hombre de a pié, el pueblo, saliera a la calle a pedir a sus representantes las debidas explicaciones. Nicolás Carrasco y Sergio Cárdenas cayeron allí en la calle apenas pasado el mediodía, con la sangre manchando sus ropas y las balas desgarrándoles las tripas, por alzar la voz y mostrar su descontento; pues la respuesta del gobierno fue la de ocultar la protesta social con una nube de gases lacrimógenos y evitar que se llegara al centro turístico local con una frenética lluvia de fuego y plomo. A un año de todo ello no hay otra respuesta que el silencio ninguneador con que los terrorismos de estado suelen intentar borrar su inicuo accionar, no hay imputados, tampoco un deslinde de obvias responsabilidades, siquiera una auto-crítica gubernamental o una crítica de la oposición política. Porque a un año de ello no todo sigue igual, sino peor. Hoy esos mismos políticos hacen su campaña electoral con los fondos destinados a la actual emergencia volcánica, prometiendo mucho para cuando ganen y solo accionando ahora en la apertura del mayor centro turístico invernal sudamericano para que sus asociados empresariales puedan seguir haciendo buenos negocios, y no asistiendo al pueblo en su más básica necesidad urgente como en verdad debieran. Un modo inaceptable de hacer esa política que solo de nombre tiene algo de verdadera Democracia, y que podemos ver replicada a lo largo y a lo ancho de todo el globo tanto en lo más grande como en lo más pequeño, pues como ya hace mucho se ha dicho: Abre los ojos y mira en torno tuyo, pinta tu aldea y pintarás el mundo.

 

AlejandroLas revoluciones sociales se hacen a impulso de la sangre joven desde que el mundo es mundo. La energía Uraniana en la acción es una prerrogativa de la juventud, pues solo ellos son capaces de plantear y sostener un cambio durante el tiempo suficiente y necesario para que éste se sustente. No quiero decir que los mayores carezcan de ella, muy por el contrario, son ellos quienes tienen la apertura y el juicio necesario para dejar que aflore en nuevas ideas diferenciándola de nuevas variantes de viejos planteos que ya han demostrado su inutilidad anteriormente; pero éstos no tienen la suficiente energía en la acción cotidiana para impulsarla y sostenerla hasta que arraigue en el colectivo de un modo verdaderamente efectivo. Nuestra visión histórica de los acontecimientos nos oculta la realidad de ésto, ya que siempre se habla de hombres y mujeres y no de jóvenes en los libros que leemos que nos relatan los grandes sucesos de la antigüedad. Es necesario detenerse y calcular la edad que tenían aquellos hombres y mujeres en el tiempo en que realizaron sus hazañas por nosotros mismos para poder dimensionarlo realmente. Pocos son conscientes que Alejandro Magno, por poner solo un ejemplo, era general del mayor ejército conquistador de la historia a los 17 años de edad, y que tenía tan solo 21 años cuando era el mandatario absoluto del imperio más grande del mundo en su época, habiéndolo logrado por su propia mano. Hemos sido enseñados en el concepto de que la juventud no debe ser tenida en cuenta debido a su inexperiencia, y que ante cualquier circunstancia crucial en la evolución colectiva de las sociedades solo sirve de carne de cañón sacrificable en las batallas o para ser explotada laboralmente en las tareas más pesadas e ingratas. Su voz es silenciada compulsivamente, y sus planteos tratados como absurdos y utópicos por sus mayores en el afán de seguir reteniendo el poder al que se han vuelto tan adictos. Por suerte el universo sigue su propia dinámica y no la que nuestros carcamánicos cerebros quisieran, ya sea por medio de una manifestación natural o del inconsciente social, y pone sobre el tapete el entredicho y realiza por sí mismo la renovación necesaria para que la eternidad finalmente sea.

 

volcan-1Contrariamente a lo que suponen muchos esta manifestación, tanto natural como social, no sucede de un día para otro así como así y porque sí, sino que sucede a través de “oleadas” sucesivas inicialmente casi imperceptibles y cada vez más potentes hasta hacerse patéticamente evidente hasta por el menos avispado. En el ambiente astrológico prevalece la fantasía de que el accionar de Plutón es súbito y explosivo, pero ésto está muy lejos de ser una realidad. Simplemente se trata de un proceso que es irreversible a escala humana, como cualquier proceso de índole transpersonal, pero no se trata necesariamente de un algo sorpresivo. Urano sí que lo es, y actúa como desencadenante imprevisto de todo acto creativo, pero ésto no garantiza en modo alguno la espectacularidad inmediata sino solo en su consecuencia a lo largo del tiempo. Todo gran sismo o erupción es precedido de pequeños eventos que de no ser tenidos en cuenta con vistas al futuro, adquieren luego proporciones mucho más catastróficas de lo que podrían esperarse que con apenas un poco de previsión de nuestro humano sentido crítico. Lo mismo vale pues, para los grandes eventos de transformación social. Ninguna Revolución sucede como resultado de un acto colectivo de súbita locura. Sucede tras una prolongada sucesión de distintos reclamos no atendidos o reprimidos por el viejo modo social de hacer las cosas, lo que es definido como la transformación paulatina del sentido común. Hay un punto de no retorno en cada uno de estos procesos que una vez traspasados hacen inevitable el desenlace. El accionar de Plutón en las estructuras sociales es comparable a un pequeño y casi imperceptible sismo que paulatinamente, y a lo largo del tiempo, va socavando y debilitando su sostén hasta que alcanzado el punto de no retorno solo cabe esperarse su inevitable colapso. Se hace necesario pues, un ojo entrenado para poder identificar esos pequeños actos que anticipan esas tan espectaculares consecuencias finales para intentar, al menos, tratar de obrar en consecuencia y evitar males aún mayores. En el ámbito de la naturaleza es tarea de vulcanólogos y geólogos el poder monitorizar el comportamiento terrestre así como es el de los meteorólogos el hacerlo con la atmósfera, para poder anticipar los grandes eventos transformadores de la naturaleza. En lo social es tarea de nuestros políticos, pero pareciera que están demasiado ocupados en retener el poder y hacer sus buenos y personalísimos negocios para poder ocuparse genuinamente de aquello que atañe al colectivo que representan.

 

mayo francésSi volvemos apenas la vista atrás y vemos en nuestro pasado cercano, nos es fácil observar que aquellos momentos que han quedado como más destacables socialmente, y que permanecerán en la historia de los movimientos de renovación social, todos ellos fueron llevados adelante por los jóvenes. “¡La imaginación al Poder!”, gritaba una masa heterogénea de minifaldas y flequillos por las calles de París en Mayo de 1968 (Plutón en Virgo) levantando barricadas y llevando a cabo una batalla desigual de piedras contra balas enfrentando al aparato de represión gubernamental como una clara manifestación de la necesidad de re-elaborar la estructura de gobierno, discriminando su posición de la tiránica hegemonía impuesta en la post-guerra por el individualismo durante el tránsito de Plutón por el signo de Leo. Terminó siendo la manifestación popular más grande hasta el día de hoy de toda Europa, y quizá de todo el mundo occidental, movilizando finalmente a 9 millones de personas en toda Francia. Aplastada la rebelión estudiantil, los sindicatos y los partidos de izquierda presionaron al gobierno con una huelga general que llevó al adelantamiento de las elecciones parlamentarias dispuesto por el presidente Charles De Gaulle. Los resultados mostraron que De Gaulle y su generación no eran, para la población francesa en general y los jóvenes en particular, los que podían llevar a cabo la reforma social y política que necesitaba el país. La derrota gaullista marcó el inicio del fin de la generación de líderes políticos que habían dirigido Europa Occidental desde el fin de la II Guerra Mundial, al tiempo que enterraba el modelo de liderazgo personalista que hasta el momento había marcado profundamente a la Quinta República Francesa. El movimiento produjo un efecto dominó siendo replicado en menor escala tanto en los territorios relativamente cercanos de Alemania, España y Checoslovaquia, como en los distantes EE.UU., Uruguay, Argentina y México por citar solo algunos. Si bien en Europa se obtuvieron algunas reformas reclamadas por los manifestantes, en EE.UU. fueron diluidos entre los movimientos contra-culturales y pro-hippismo de la época minimizando su impacto tachándolos de anti-patrióticos, aunque aceleraron el fin de la guerra de Vietnam. En América Latina, en cambio, dieron inicio a la virulenta oposición gubernamental que culminaría en la matanza de Tlatelolco (2 de Octubre 1968) en México, y las sangrientas dictaduras que asolaron el cono sur de la región poco tiempo después durante la década del '70 (mientras Plutón transitaba por Libra), y en donde se procuraría exterminar a toda una generación joven de posibles insurrectos.

 

Tian´anmenMás cercana en el tiempo es la que se conoce como la Matanza de Tian'anmen entre Abril y Junio de 1989 (ya con Plutón en Escorpio). Suena cuanto menos curioso que Tian'anmen en chino signifique “Las puertas de la Paz Celestial”, cuando tanto en esta ocasión como en la anterior gran manifestación estudiantil del 5 de Abril de 1976, los hechos nos hablan de una cruenta violencia y de masiva muerte impune. En ésta, que es la plaza más grande del mundo (440.000 mts2), se convocaron inicialmente 200.000 estudiantes manifestándose en contra del gobierno pidiendo su disolución debido a las prácticas corruptas totalmente institucionalizadas que se revelaban como de práctica habitual desoyendo las necesidades más básicas del pueblo, el que se hallaba sumido en una modalidad esclavista más propia de un régimen feudal que el planteado en el inicio por la Revolución Cultural propiciada por Mao Zedong. El espontáneo apoyo de los sectores obreros e intelectuales de la capital hizo que se sumaran paulatina e inexorablemente otras ciudades de provincias por toda China. La respuesta gubernamental, como siempre y en todas partes, fue el de hacer oídos sordos a los reclamos volcando a las calles las fuerzas policiales y al ejército provocando una verdadera masacre. Solo en la plaza de Tian'anmen y sus inmediaciones se registraron más de mil muertos y una cifra superior a los diez mil la cantidad de heridos, los datos de las bajas en el interior de la República Popular China nunca fueron reveladas oficialmente, ya que por su auto-impuesta política de aislamiento los medios de comunicación externos no podían acceder allí. Aún hoy la censura a la información proveniente del exterior rige para la población del país que se ha transformado en la locomotora que impulsa el tren de la economía de mercado planetaria. Como vemos, no es privativo de occidente o de un solo modelo de idealismo político lo que impulsa a la juventud el querer cambiar las cosas que se perciben como incorrectas evolutivamente y que les han sido impuestas por un obsoleto modo no solo de hacer política cualquiera sea ésta, sino también de hacer y llevar adelante los negocios.

 

RaveDesde el período que inicia a mediados de los '90 y que culmina bastante pasado el primer quinquenio de este Siglo XXI en que nos encontramos ahora, más concretamente durante el tránsito de Plutón por el signo de Sagitario, se procuró mostrar a los jóvenes en general como ineptos para cualquier cosa que no sea el hiper-consumo. Salvedad hecha por el llamado movimiento Yuppie en que algunos de éstos se mostraban como exitosos baluartes de los nuevos negocios explotando a su propia generación, y a las que le seguían, revelándose como un enorme mercado en continua expansión. Se los pintó como vagos, alcohólicos, drogadictos e irresponsables que solo podían organizarse masivamente para realizar una Rave. Se volvió habitual la criminalización de éstos en cualquier circunstancia cotidiana, mientras que con la globalización del capitalismo a escala mundial se socavaban de continuo sus derechos, el libre acceso a una educación y salud adecuadas, y a las condiciones de una vida laboral y social digna junto con la de sus mayores. Se los entrenó para obedecer ciegamente a los designios pautados por los medios televisivos que intentan sumirlos en la desesperanza de una mediocridad creciente e inapelable, y que tratan de instalar en su ideario que la única salvación posible es la de la práctica de un extremo egoísmo más digno de una pop-star a quien solo importa la fama y la fortuna. Pero la acción de la energía plutoniana es invisible y subterránea, y durante ese período fue transformando profundamente los ideales y el modo de ver el mundo que ahora mismo está emergiendo plantándole cara a aquellos que detentan actualmente el poder, quienes se ven cuestionados duramente por su irresponsable accionar y que solo pueden responder con balbuceos, evasivas o su eterno ninguneador silencio viendo como se desmorona su autoridad de manera irremediable en el día a día. Así es como llegamos a esta circunstancia actual de Plutón en Capricornio, que luego de estos avisos previos en oleadas crecientes comienza a hacer finalmente erupción habiendo pasado ya el punto de no-retorno que comienza con la transformación efectiva del paisaje social que nos muestra el mundo, y que podemos ver allí hacia donde quiera que dirijamos nuestra mirada.

 

indignadosDurante las últimas semanas en Santiago de Chile los estudiantes tomaron pacíficamente 1.000 establecimientos educativos y decenas de miles de ellos se volcaron a las calles tratando de hacer comprender a su gobierno que la educación es un derecho de todos, y no el negocio de unos pocos que buscan formar a solo un pequeño núcleo de futuros explotadores de las clases más bajas a la que pretenden eternizar en la ignorancia. La respuesta obvia de un gobierno que es baluarte en latinoamérica del neo-liberalismo hegemónico imperial, fue la de una lluvia de gases, balas de goma y palos cortesía del aparato represivo policial. Los medios de comunicación masiva hicieron escaso eco de los reclamos y en cambio aplaudieron el represivo accionar, pues como empresas comerciales privadas que son (de la mínima decencia, diría yo) nadie esperaba otra cosa, e internacionalmente ha tenido una casi nula difusión. Pero vemos que no solo los volcanes hacen emerger su lava en nuestro hermano país, como vemos Plutón es mucho más amplio en su accionar que eso. Desde meses atrás la juventud comenzó a ocupar las plazas del mundo árabe y del norte de África reclamando a sus gobiernos por sus derechos vulnerados históricamente, volteando presidentes y tiranos provocando la cruenta represión interna y extranjera en defensa de su privado derecho de hacer más y mejores negocios. La pequeña fumarola social que estalló en Grecia en 2008, y que oportunamente advertimos desde aquí en su momento, amenaza de un modo patente hoy con arrasar la economía y la política europea en su totalidad primero para arrastrar luego al desastre a la de todo el planeta. Lo que para muchos a mitad de mayo de éste año fue una “simpática” manifestación de la utopía juvenil de unos ebrios trasnochados que acamparon como si se tratase de un festival de rock en la Plaza del Sol de Madrid, en España, ha crecido exponencialmente en todo ese país y se ha extendido velozmente por todo el continente e incluso ha cruzado los océanos. La única respuesta que se ha obtenido hasta ahora es siempre la misma, mayor represión y ajuste a mansalva para el pueblo con el fin de salvar la ganancia de los poderosos de siempre. A este primer impulso de los jóvenes hispanos se suman día a día cada vez más sus padres y abuelos, sus vecinos nacionales e internacionales y, alentados por ello, han convocado a una manifestación de indignación planetaria para octubre de éste mismo año contra la falta de respuestas efectivas de un modelo socio-económico que los precipita inexorablemente hacia el abismo.

 

cenizasLa vieja estructura de nuestras humanas sociedades se está resquebrajando y sin dudas avanza a paso firme hacia el colapso, pero todavía falta bastante para la erupción final. Todavía aún la omnipresente, dogmatizadora y de-formadora de nuestro sentido común, la sacrosanta Televisión, nos jura y perjura que nada está pasando en realidad y que nuestros líderes lo arreglarán todo finalmente, nos dice que lo más importante es que el Lionel Messi siga metiendo goles para el Barcelona Fútbol Club porque es la empresa que nos ha privatizado la alegría del jugar entre todos y en equipo para que tú no tengas ya que hacerlo; nos dice que sigas enviando tus SMS's a precio de oro para que gane tu bufón favorito en el Gran Hermano para que evites hacer el esfuerzo de tener que vivir tu propia vida viviendo virtualmente la de él, y para que la compañía del cable siga llevándose el dinero que tú duramente ganas; y tantas otras innumerables linduras del mismo estilo que impulsan el girar de este fantástico mundo del que perpetuamente vas a quedarte fuera. Pero aún queda bastante de este infierno social para que todo ello finalmente cambie y se vuelva un paraíso. Aún falta bastante para que finalmente este globalizado volcán social estalle. Estamos sí, y muy claramente, ante las obvias manifestaciones que preanuncian una espectacular erupción. Ahora estamos, te diría, durante un período previo de emanación de gases y vertido de cenizas que oscurecen el cielo y nos llueven sobre el techo. Mas aún luego, ya acabado todo el piroclástico show de los avernos, vendrá el tiempo en que nuestro inconsciente humano asimile ese vómito infernal plutoniano y se haga increíblemente más fértil de lo que ya era; y sobre el humus de ese suelo reverdecerán más tarde los bosques de nuestras nuevas ideas y recomenzará una vez más el ciclo vital de nuestras sociedades. Mientras tanto diría que te consigas unas buenas antiparras y un barbijo, y evites contaminarte mucho más. Mirando a través de mi ventana aquí en la Patagonia Andina, debes creerme, yo se por qué te lo digo.

4 Comentarios

CAM (21.Jun.2011 @ 21:53 gmt) dijo,
y...¿que se puede esperar de una ciudad que albergó y ocultó nazis despidiendolos a los abrazos..??' no hablo de la gente común del pueblo...

"Esvásticas en reuniones domésticas; juventudes hitleristas homenajeando a Roca; festejos en los cumpleaños del Führer; la literatura de Günter Grass y Heinrich Böll prohibida en un colegio alemán; el boicot a La lista de Schindler. Todas estas situaciones, ocurridas en Bariloche antes y después de la Segunda Guerra, estremecen, educan y alertan en Pacto de silencio, documental de Carlos Echeverría.

La película, de 132 minutos, es mucho más: una profunda investigación de por qué y cómo la comunidad alemana de Bariloche integró a criminales de guerra que llegaron en la segunda mitad de los '40. Peor: el modo, casi secreto, en que muchos siguieron compartiendo sus ideas y resguardándolas en una suerte de cofradía. Echeverría, que nació en Bariloche, es hijo de una alemana y estudió cine en Munich, entrevió ese universo en su infancia y lo llevó al cine en su vida adulta. Así rodó este valioso documental, centrado en la vida de Erich Priebke, ex oficial nazi y genocida...." http://edant.clarin.com/diario/2006/07/28/espectaculos/c-00801.htm
graciella (26.Jun.2011 @ 22:56 gmt) dijo,
Al nivel de siempre, un estimulo para la reflexión.
marta (24.Jul.2011 @ 19:16 gmt) dijo,
Pero no pudieron exterminarnos, eso es imposible! Y por supuesto que ando con antiparras y barbijo! Y no sólo eso, se los enseño a usar a los jóvenes, para eso soy profesora secundaria. Vamos Alejandro!, me gusta tu ferocidad al manejar los argumentos.
Un saludo
Mariu (27.Jul.2011 @ 19:19 gmt) dijo,
excelente nota, como las otras! me encantan!