Novedades

Lagartijas Espaciales Pierden Contacto con la Tierra

Lagartijas Espaciales Pierden Contacto con la Tierra
El Centro de Control de Vuelos de Rusia perdió contacto con el satélite biológico Foton-M que, sin embargo, sigue realizando los experimentos previstos en modo autónomo.

En el satélite que lleva cinco lagartijas (un macho y cuatro hembras), moscas drosophilas, huevas de gusanos de seda, hongos y semillas de plantas terrestres fue lanzado desde el cosmódromo de Baikonur el 19 de julio para realizar experimentos. Además de los experimentos biológicos estaban previstos otros, en particular, el cultivo de cristales semiconductores en condición de ingravidez.

 

“Recibimos datos telemétricos desde Foton pero no responde a los mandos. Es prematuro hablar de que lo hemos perdido, es probable que podamos restablecer la comunicación, pero en todo caso el cumplimiento del programa de los experimentos científicos previstos está amenazado”, indicó la agencia espacial rusa Roscosmos.

 

Se precisa que el satélite dejó de responder en breve después del lanzamiento.


A bordo, funcionamiento correcto y autónomo

 

Los equipos auxiliares de Foton-M funcionan conforme al sistema de control de a bordo del satélite, afirmó el Centro de Cohetes y Espacio Progress.

 

“Después de que el satélite fuera colocado en la órbita de acuerdo con la misión y el programa establecidos, se practicó la activación y la desactivación de todos los sistemas de a bordo, se realizó el apuntamiento necesario y comenzaron algunos experimentos científicos. Todos los sistemas funcionaban correctamente”, dice el comunicado.

 

Sin embargo, tras unas cuantas vueltas alrededor de la Tierra se perdió la comunicación. Ahora los especialistas del grupo de control efectúan labores para recuperarla.

 

Por su parte, Roscosmos confirmó esta información y señaló que el satélite puede funcionar en modo autónomo durante largo tiempo.


Experimentos en marcha

 

Los experimentos biológicos a bordo del satélite se realizan según lo previsto, informó el portavoz del Instituto de Problemas Médicos y Biológicos, Oleg Voloshin.

 

“El programa de los experimentos biológicos comenzó a realizarse justo después de que fue lanzado el aparato. Los equipos científicos funcionan correctamente. (…) Los aparatos en modo autónomo, en particular, para los experimentos con lagartijas siguen su programa”, dijo.