Novedades

Japón Rumbo a la Luna

Japón Rumbo a la Luna
La Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial (JAXA), confirmó que un vehículo explorador no tripulado, desarrollado por científicos nipones, llegará a la Luna en 2018, con la finalidad básica de estudiar cráteres en la superficie, además de incursionar en las nuevas técnicas de aterrizaje moderado.

El Gobierno de Tokyo, representado por el Ministerio de Educación, Cultura, Deportes, Ciencia y Tecnología, recibió el proyecto de manos de los técnicos de JAXA, que reconocieron la presentación oficial del asunto como “un paso inicial, y aún quedan muchos procedimientos antes de que el plan esté aprobado formalmente”, dijeron.

 

Una misión que oscilará en los 100 millones de dólares

 

Los japoneses adelantaron que se proponen utilizar un cohete del tipo Epsilon, con tecnología de combustible sólido, que les permitirá llevar una sonda SLIM (Smart Lander for Investigating Moon), que investigará distintos aspectos de la superficie del satélite de la Tierra.

 

Si bien desde el Gobierno se declinó cuantificar el emprendimiento, varios medios en el archipiélago adelantaron que la cifra no bajará de los 85 millones de dólares, empero tampoco creen supere los 125 millones. Chihito Onda, de la agencia Jaxa, dijo que el cálculo “es realista”, según publica la cadena CNN.


La misión se espera que utilice software de reconocimiento facial similar al que emplean las cámaras digitales, con el fin de que la nave reconozca algunos cráteres en la superficie. También servirá para perfeccionar técnicas de aterrizaje moderado, las que serán de utilidad para posteriores viajes tripulados no solamente al satélite, sino eventualmente a Marte, uno de los horizontes futuros más importantes de los países vinculados al tema espacial.

 

Aunque de momento no se anunció donde tiene previsto alunizar el ingenio nipón, todo apunta que empleará los datos recogidos durante 2008, cuando la nave Selene, orbitó la Luna en uno de los primeros logros de la carrera espacial japonesa. Cabe recordar que en 2010, Japón logro posicionar una sonda en un asteroide.


El alunizaje japonés le permitirá sumarse a Estados Unidos, Rusia y China, los únicos países que han logrado hasta el momento hacer alunizar sus naves en el satélite terrestre.