Novedades

Crean Súper Detector de Rayos Cósmicos con... Teléfonos!

Crean Súper Detector de Rayos Cósmicos con... Teléfonos!
nvestigadores del Laboratorio de Métodos para Big Data (LAMBDA), de la Escuela Superior de Economía han mejorado su método para analizar rayos cósmicos ultraenergéticos (UHECR) con el uso de teléfonos móviles. El trabajo se llevó a cabo como parte del experimento CRAYFIS y los resultados se presentaron en la 22ª Conferencia Internacional de Computación en Alta Energía y Física Nuclear.

El Año que vivimos en Peligro: Tormenta Geomagnética Quebro la Magnetósfera Terrestre

El Año que vivimos en Peligro: Tormenta Geomagnética Quebro la Magnetósfera Terrestre
Una nube de plasma lanzada por el Sol en 2015 desencadenó una fuerte tormenta geomagnética y golpeó la Tierra causando una compresión masiva de la magnetosfera.

Los Cazadores de la Partícula Fantasma

Los Cazadores de la Partícula Fantasma
Nazis, tráfico de oro, de wolframio y de judíos, bandoleros, materia oscura y neutrinos. Un extraño cóctel histórico y físico entre las altas cumbres y las nieves perpetuas del Pirineo aragonés.

El Origen del Cosmos detectado en la Antártida

El Origen del Cosmos detectado en la Antártida
El IceCube, un laboratorio situado en la Antártida, logra un hito de la astrofísica al detectar las partículas sin masa ni carga que en todo momento bombardean la Tierra y que podrían revelar el origen de los rayos cósmicos.

Llegó la Revolución!! Investigadores españoles encuentran la primera prueba de una Nueva Física

Llegó la Revolución!! Investigadores españoles encuentran la primera prueba de una Nueva Física
Hasta ahora, el Modelo Estándar, el catálogo de las piezas fundamentales de la materia, ha dado la explicación más completa del universo. Sin embargo, tiene lagunas y no es capaz de explicar fenómenos como la materia oscura o la interacción gravitacional entre las partículas.

Sin rastro de agujeros negros en la «máquina de Dios»

Sin rastro de agujeros negros en la «máquina de Dios»
El temor a que un fenómeno semejante pueda devorar la Tierra está cada vez más lejos: el LHC no ha encontrado ni uno diminuto